¿Cómo será el futuro del director creativo?

[ad_1]

Ewald Damen, director creativo y socio gerente de la firma de diseño de interiores Virgile + Partners, comparte sus pensamientos sobre el impacto de la tecnología y la IA en el futuro rol del director creativo.

¿Cómo será tu papel/el papel de un director creativo en el futuro? Es una pregunta que me hacen cada vez más. Es comprensible por qué este es un tema tan candente. El mundo que nos rodea está cambiando rápidamente y los avances tecnológicos están teniendo un gran impacto en la forma en que vivimos y trabajamos. Esto se siente particularmente profundamente entre aquellos de nosotros en el espacio creativo.

Las generaciones más jóvenes se han criado bajo la influencia de la tecnología, son nativos digitales y la aceleración de la tecnología, y su papel en la sociedad moderna, es un lugar común para ellos. Gen Z y Gen Alpha nacieron en un mundo donde la tecnología es una parte esencial de la existencia, por lo que tienen una percepción y una actitud únicas hacia ella. Estas generaciones, invariablemente las primeras en adoptar, están más abiertas a probar, y dar la bienvenida, a características innovadoras que podrían beneficiar sus vidas. Si bien el estereotipo es que las generaciones mayores pueden ser más escépticas y aprensivas acerca de la adopción de tecnología más nueva y moderna, los consumidores tienden a dar la bienvenida a la tecnología que permite un servicio mejor y más rápido y una experiencia optimizada en general.

Se han producido avances significativos tanto en el hardware como en el software, transformando no solo nuestra vida personal sino también nuestro entorno profesional. La búsqueda de precisión y eficiencia a menudo ha sido la fuerza impulsora detrás de estos desarrollos. Sin embargo, un cambio emocionante que ocurre a un ritmo sorprendentemente rápido y que, como consecuencia, acapara los titulares es la inteligencia artificial. Y en el campo creativo ahora nos está ayudando activamente a ser más innovadores, creativos e intelectualmente hábiles. La tecnología ya no es un mero asistente; es asumir roles más importantes en el proceso de pensamiento crítico y capacitarnos para explorar más allá de la norma.

Algoritmo como herramienta

Los algoritmos han revolucionado la forma en que accedemos a la información y analizamos grandes cantidades de datos para encontrar soluciones personalizadas, ya sean funcionales, estéticas, sostenibles o éticas. Los motores de búsqueda, que se han integrado a la perfección en nuestra vida diaria, se han convertido en nuestra herramienta de referencia para la búsqueda de información e imágenes.

El impacto de los algoritmos es particularmente evidente en la industria creativa, donde ayudaron a la eficiencia y se centraron en el proceso de diseño. Han ampliado nuestras capacidades de investigación, permitiéndonos explorar una selección mucho más amplia de materiales y opciones de muebles. Del mismo modo, cuando se trata de conceptualizar ideas, los algoritmos han hecho que el acceso a imágenes y referencias sea más fácil y personalizado. Atrás quedaron los días de crear paneles de inspiración a partir de recortes de revistas y libros, fotocopiados y montados en espuma y cartón.

Nuestros métodos de visualización también se han transformado. Las computadoras y el software avanzado han reemplazado en gran medida las técnicas tradicionales de lápiz y papel. Las horas dedicadas a trabajar en dibujos técnicos o bocetos en perspectiva en un tablero de dibujo se han reducido enormemente. En cambio, ahora confiamos en paquetes de software 2D y 3D que no solo aceleran el proceso, sino que cambian fundamentalmente la forma en que diseñamos. Estas herramientas nos permiten profundizar en detalles y complejidades más intrincados que nunca. En lugar de ser temidos, los algoritmos han sido fundamentales para hacer que la industria creativa sea más ágil y precisa. La forma en que investigamos, ideamos, dibujamos y visualizamos ha cambiado para siempre y nos ha brindado mayores capacidades para dar vida a nuestros diseños.

La tecnología estética y el uso de espacios 3D

Tras el cambio a las computadoras en la industria de la arquitectura y el diseño, ha surgido una nueva estética que ha sido influenciada por esta tecnología. Ahora podemos hacer diseños más complicados e intrincados, lo que significa que los edificios y los espacios pueden ser más versátiles.

Las herramientas que nos permiten crear espacios virtuales 3D inmersivos han cambiado la forma en que probamos y comunicamos ideas con los clientes. Estas tecnologías han transformado el proceso tradicional de construcción de maquetas físicas en un simple “clic de un botón” con modelos impresos en 3D. Los avances en las tecnologías de impresión ahora permiten la producción de objetos completos y piezas de construcción, alterando la forma en que construimos y pensamos en los proyectos.

Todos estos desarrollos han tenido un impacto inevitable en el papel de un director creativo y, en general, han sido maravillosamente enriquecedores. Las ideas se pueden compartir y colaborar mejor entre los equipos de diseño, las agencias y los clientes. Se pueden probar y adaptar de forma más exhaustiva y rápida para garantizar que el diseño refleje la ambición del proyecto.

Los departamentos creativos pueden usar el diseño y estas herramientas para abarcar más aspectos a lo largo del viaje y la experiencia del cliente, desarrollando un diseño más holístico en un proyecto.

El elemento de la experiencia

La presión para ofrecer experiencias excepcionales se ha intensificado a medida que crecían las expectativas de los clientes. Con las diferencias generacionales en las actitudes y el fácil acceso a la información, ahora tenemos que atender a una clientela diversa e informada, elevando el nivel de todos los servicios para todos los visitantes.

El rápido ritmo de las redes sociales y las plataformas, incluida Instagram, ha dado lugar a un deseo de diseños más experimentales y también ha aumentado la necesidad de conceptos adaptables para mantener la participación del consumidor. Existe una mayor demanda de un enfoque más personalizado del diseño, que abarque tanto el servicio como la estética para destacarse en un panorama competitivo.

Mejorar el papel del director creativo

El rol y el proceso de la dirección creativa ya ha cambiado mucho y está cambiando más a través de la rápida aparición de herramientas basadas en IA. Los generadores de imágenes y texto están configurados para convertirse en parte del desarrollo de conceptos y proyectos.

La rápida introducción de estas herramientas es a la vez emocionante y aterradora. Por un lado, tienen el potencial de potenciar el proceso creativo al superar nuestras capacidades cerebrales para generar ideas y bocetos. Sin embargo, no niega la participación humana, y los directores creativos y diseñadores seguirán siendo esenciales para garantizar que los planes, imágenes o textos generados por IA se alineen con el resumen y la visión y sean un trampolín hacia una mayor creatividad.

Si bien la IA sin duda encontrará su lugar en la vida diaria de un director creativo, debe verse como una herramienta complementaria en lugar de un reemplazo. Al aprovechar la IA, los directores creativos pueden potencialmente crear diseños más innovadores y relevantes. Pero la confianza ciega en las respuestas de una computadora es peligrosa e inapropiada. El director creativo continúe teniendo la responsabilidad de brindar una edición humana y una visión ejecutiva a cada proyecto que agregue ese toque único y personal.

[ad_2]